Páginas

jueves, 3 de mayo de 2012

Palabras que duelen

Es increíble cómo unas pocas palabras pueden hundirte hasta lo más hondo... Ganas de gritar, de lanzar algo contra la pared, y que se rompa como esas palabras te han roto a ti. Lo peor es que son verdad, pero simplemente no hace falta que te lo recuerden una y otra vez.
Pero lamentarse no vale de nada. Y por eso estoy tomando una decisión.
Lo digo aquí y ahora: lo conseguiré.

No hay comentarios: